viernes, 15 de agosto de 2008

Chau!

Me acaba de llamar Omar para comunicarme la noticia: falleció Carlos Meglia.
La primer frase, claro, es "¡La Puta!", pero después uno se queda como mudo, mirando la biblioteca y topándose con los lomitos que uno guarda de las Cybersix, u hojeando las viejas Puertitas para recorrer de nuevo las viñetas de Irish Coffee o El Piloto de Phillip Marlowe. Carlos Meglia fue una figura recurrente durante mi última infancia y primera adolescencia allá, en la bisagra entre los ochenta y noventas. Son esos tatuajes, esas bandas de sonido que uno lleva como "cosa propia".
Me gustaba cómo dibujaba las minas, Carlos. Y los pelitos de los brazos de los tipos, que los hacía gruesos. También, me quedaba mirando un rato largo las lluvias. Caían como grifos de los rostros. En ellas había algo más que humedad.
Tengo la suerte de trabajar con varios de sus colaboradores (Abril Barrado, Gustavo Mazali y Omar Hechtenkopf). Ellos me contaron algunas de sus excéntricas anécdotas. Yo tuve apenas la suerte de cruzármelo por ahí y agradecerle alguna viñeta, en esos encuentros fugaces de convenciones, presentaciones y congresos.
Sé que a los dibujantes jóvenes argentinos se les va el mayor referente de todos.
Sé que, cuando leía sus historias (sobretodo las escritas por Carlos Trillo) me sentía frente a algo especial.
Se ha ido una piedra grande.
Por suerte, nos dejó una montaña.

2 comentarios:

Kernell dijo...

si, la verdad que ultimamente la parca esta caprichosa y nos está dejando sin los grandes genios. la verdad que por vagancia o por ignorancia nunca se me dio por explorar un poco más allá de cybersix, y cuando al fin me crucé con su blog, a los 15 días, pum! se va...

Bueno lucho, la verdad que es (con perdon de la palabra) una mierda lo de Carlos...no se si se aplica a los dibujantes, igualmente, que le vaya bien en su gira...
Por otro lado, se te extraña muchísimo (a vos y a tus clases) allá por Image. Ojalá nos veamos pronto! Todavía te debo el zombie que te prometí el año pasado, jaja.
un abrazo enorme!

agustin
http://thecum.blogspot.com

Lucho dijo...

La parca es así, se lleva a los buenos y a los malos. Duele con los buenos, claro, pero a veces uno se alegra que a los malos los deje vivir mas de la cuenta para que puedan sufrir en vida (lo digo por el hijo de puta Bussi, que ayer le dieron la perpetua).
Sobre las clases de Image: no abras el paraguas porque volveré a tenerlos en otra materia mas adelante. ¿O se pensaron que lo mío se acababa con Narrativa? ¡Preparaos! Volveré...