miércoles, 16 de julio de 2008

Hace muchos, muchos años:

No había empezado aún el nuevo milenio, y yo soñaba con ser escritor.
El primer paso para cumplir ese sueño se trató de la autoedición (en un solo libro) de dos novelas de terror que escribí con todo el amor que el amateurismo pueda llegar a dar de sí (que es mucho amor, se los puedo asegurar). El libro (hoy absolutamente incunable) se llamó Crímenes y Fantasmas. Dentro del mismo, dos historias: "Laura en el Jardín" (donde un joven mataba a su novia, la enterraba y se arrepentía) y "La Casa del Arroyo" (una simpática historia de fantasmas en el campo argentino). Perlitas que, al día de hoy, miro con una nostalgia inexpresable.
Pero ese libro no fue importante solamente por ser mi "permiso" a todo lo que vino después. Fue, además, el inicio de la sociedad con dos artistas absolutamente importantes en mi futura carrera de autor: Sebastián Barreiro y Poly Bernatene.
Ellos, desde entonces, ya eran dos genios y dos personas absolutamente encantadoras. Y haber dado el primer paso con ellos es el placer mas grande que pudo haber tenido ese veinteañero noctámbulo y soñador que alguna vez fui.
Esta es la portada, del Sr. Barreiro:
Y estas las portadillas de "Laura en el Jardín", del Sr. Bernatene:
Un lujo, ¿verdad?
Aquí mi humilde homenaje a aquellos tempranos años. Y a las dos personas que me vienen acompañando desde entonces.

Crimenes y Fantasmas; de Luciano Saracino, Sebastián Barreiro y Poly Bernatene.-

5 comentarios:

Manu Ortega dijo...

He conocido a Sebastián y a Poly a través de tus links, y los he archivado en el apartado de (sana) envidia, así que gracias. Y ya que el libro es un incunable, ¿porqué no nos regalas con alguna de sus historias en el blog? :D

Anónimo dijo...

Hola! la verdad q me encantó la charla de hoy en la facu, sobre todo por la sinceridad y humildad y porque este tipo de cosas ayudan a abrirnos un poco la cabeza. Además me gustó que respeten y valoren el trabajo de los diseñadores que no siempre suele suceder..

pd: publicá algo de comic erótico jajaja

Lucho dijo...

Manu: me alegro mucho que este blog haya servido por lo menos para que sus lectores puedan conocer los talentos de los ilustradores a los que admiro y con los que he trabajado (¡entre los que te encontrás vos, así que no tanta envidia!). Lo que decís de Seba y Poly es totalmente cierto, son dos monstruos.
Y acerca de la incunabilidad del libro, prefiero mostrar las ilustraciones de los ya nombrados para que la gente piense que los textos estaban a su altura. ¿No es mucho mejor que defraudar totalmente con un relato de los de hace tanto tiempo?
Anónimo: me alegro mucho que te haya gustado la charla que dimos con Poly, Carolina y Carlos en tu facultad. Particularmente (y sé que coincido con Poly) la pasé bárbaro. Nos hicieron sentir muy cómodos. ¡Gracias!
Lo que decís de los diseñadores es totalmente cierto: son la tercera pata en esto de hacer libro, y muchas veces no se les reconoce su inmenso aporte a la hora de ver el todo.
Sobre la PD: ¡habíamos quedado que era un secreto! :D

Laura dijo...

Además de agregar que el libro está muy bueno y que es una gran oportunidad de disfrutar a Sebastián y a Poly en un mismo volumen, podemos advertir, en los dibujos sobre "Laura en el jardín", el pedido estilístico del autor, que muestra a una futura víctima como Alá la trajo al mundo y con peinado de colegiala (Poly, lo tuyo es un genialidad hecha sacerdocio, al hacer oídos desde hace tanto tiempo a las fantasías del Sr. Lucho Saracino).
Besos!

Lucho dijo...

Laura: lo que decís de disfrutar de los talentos de Poly y Seba en un mismo libro es la pura verdad: ¡nadie lo ha logrado excepto yo!
Y, acerca de que Poly "hizo oídos" a mis fantasías para dibujar el personaje desnudo y con colitas no es verdad: la posta es que lo amenacé y no lo quedó otra opción.